“¿Cómo nos afecta lo de Turquía?”

Así son algunos Whatsapps que he estado recibiendo debido a la crisis turca retransmitida por los medios.

En estos casos siempre creo positivo contextualizar los hechos para no caer en el error de otorgar más (o menos) peso del necesario a lo que ocurre.

En primer lugar ¿cómo de importante es Turquía en el mundo?

Como vemos en el diagrama anterior Turquía representaba menos del 1% de la economía mundial con datos de febrero 2017.

Desde el punto de vista estrictamente financiero Turquía sólo representa el 0,6% del principal índice de acciones en mercados emergentes (MSCI Emerging Markets Index) y el 5,9% en el mercado de deuda global (J.P. Morgan Emerging Market Bond Index Global). Por tanto:

La exposición a Turquía de un inversor altamente diversificado es muy limitada.

Gran parte de la “preocupación” viene por un posible contagio a Europa, especialmente al sector financiero. Los bancos de algunos países tienen cierta exposición a Turquía, tal y como se muestra en siguiente gráfico:

Sin embargo, la reducida ponderación de Turquía sobre los balances de los bancos europeos aclara que el riesgo a un contagio que desestabilice a los mercados financieros por el canal bancario es también reducido.

Además, los bancos europeos se encuentran en una posición financiera mucho más sólida que la de hace algunos años. Los ratios de capital Tier 1 de los bancos europeos han aumentado del 10% en 2012 a más del 15% en 2018, lo que significa que estas entidades están preparadas para afrontar los problemas financieros turcos.

Dicho lo anterior “¿Cómo nos afecta lo de Turquía?”.

Intento invertir a mis clientes en todo el mundo, o al menos en el 85% del universo de inversión disponible. Por lo tanto, no deberían preocuparse por las noticias que estamos viendo estos días. Deben continuar con el foco en el largo plazo, respetando los horizontes de inversión.

No intento predecir qué fondo, país o sector lo hará mejor en el próximo trimestre. Creo en preparar, y no en adivinar. Preparar el asset allocation de las inversiones y controlar los ratios de liquidez para precisamente aprovechar estos momentos de exuberancia irracional en el mercado.

Si este artículo te ha resultado útil no olvides compartirlo, nunca sabes a quién puedes ayudar.

Puedes seguirme en: TwitterFacebook y Youtube

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *